miércoles, 14 de septiembre de 2011

Thierry Meyssan sobre el asalto a la población civil de Trípoli

La toma de Trípoli fue hecha por la OTAN y solo por la OTAN. Después de los bombardeos entraron las unidades de tierra. Pero no de los «rebeldes» sino del ejército de Qatar



Entrevista con Thierry Meyssan en el servicio francófono de la radio-televisión iraní (IRIB-Servicio Exterior) el 2 de septiembre 2011. Enlace al video (francés con subtítulos en ingles): http://www.youtube.com/watch?v=t8Sdc0wmUWk

IRRB: Señor Meyssan usted es un escritor, periodista, presidente y fundador de la Red Voltaire. Gracias por darnos esta entrevista en el servicio francófono del IRIB. Usted estuvo presente en Trípoli durante el asalto para tomarlo. ¿Nos puede explicar si fue resultado de la acción de los «rebeldes» o de la intervención de la OTAN?

TM: Primero permíteme poner algunas cosas en su contexto correcto con respecto a la percepción que la intervención de la OTAN fue conforme con la Resolución del Consejo de Seguridad a proteger los civiles frente a las autoridades libias.

Permíteme aclarar lo siguiente. Primero, en este momento la totalidad de las acusaciones contra el gobierno libio en relación a los ataques contra los civiles que fueron presentados al Consejo de Seguridad fueron sin ninguna base y falsas. Segundo, parece que los motivos detrás de la intervención tuvieron otro objetivo de lo que fue anunciado y tenía que ver con la gran estrategia de Israel y el gobierno estadounidense en la región.

Para responder directamente a su pregunta, la toma de Trípoli fue hecha por la OTAN y solo por la OTAN. La señal para iniciar la operación —que fue llamada «Sirena del Amanecer» en referencia a los altavoces usados en las mezquitas fundamentalistas en algunas partes de la ciudad— para dar la señal a las células durmientes dentro de la ciudad (es posible que estas células fueran libias o podría ser que fueran de otras nacionalidades), la señal fue para ir por la ciudad causando disturbios y disparando en el aire pero sin ningún objetivo preciso. No ocuparon ningún edificio, Solo quisieron provocar la confusión.

Simultáneamente la OTAN lanzó bombas contra los retenes en todos los cruces de camino importantes. Aquella primera noche habían alrededor de 350 muertos y miles de heridos. El día siguiente, las autoridades restablecieron el control completo de la ciudad a pesar de todos los rumores de que hubo un motín en el ejército, que se había tomado el aeropuerto... todo eso fue falso. De hecho los combates fueron muy limitados.

El día siguiente la OTAN hizo un enorme esfuerzo. Atacaron de nuevo muchos de los blancos de los seis meses anteriores y había mucha confusión. Vinieron los helicópteros y mataron a la gente que andaba en las calles. Los jóvenes que tenían AK-47s salieron a las calles para intentar hacer algo pero los helicópteros los masacraron.

Fue en ese momento que entraron las unidades de tierra. Pero estas unidades no fueron de los «rebeldes» sino del ejército de Qatar. No fueron tropas de calidad y el ejército libio las destruyó. Pero finalmente con el constante bombardeo, la OTAN tomó control de la ciudad.

Es solo en este momento que la gente que se describe como los «rebeldes» entraron a la ciudad. No entraron a pelear. Entraron para tomar posesión de una ciudad en gran parte destruida.

IRRB: ¿Entonces nos está diciendo que el ejército de Qatar hacía el trabajo de la OTAN?

TM: EL ejército de Qatar operaba como parte de las fuerzas de la OTAN y al poner fuerzas terrestres allí violaron la Resolución de la ONU.

IRRB: Señor Meyssan, ¿nos puede decir si la OTAN atacó a civiles? ¿Actuaron para atacar a civiles?

TM: Sí. Ellos como la OTAN han hecho esto en diferentes fases junto con sus aliados. Al inicio atacaron blancos militares, que tampoco tenían derecho a hacer porque no tenían ninguna autorización para destruir al ejército libio. Sin embargo, lo hicieron al destruir instalaciones militares y equipos, a la vez que intentaron no tocar los civiles, a pesar del hecho de que las armas guiadas por laser se salen de su trayectoria y pueden caer dondequiera. Pero al inicio no intentaron matar a civiles.

Después hubo un segundo período cuando la OTAN quiso provocar la partición del país en dos partes y en este período empezaron a castigar a los dirigentes libios por medio del asesinato deliberado de sus familias exactamente como Israel lo hace en Palestina. Hacían esto por medio de espías en el terreno que pusieron faros electrónicos en las casas designadas como blancos.

Después, la siguiente fase fue atacar a toda la población para provocar una rebelión de la población contra sus dirigentes. En esta fase los bombardeos tomaron como blancos las instalaciones de uso civil como la electricidad, el agua, etc., para hacer insoportable la vida de la gente. Y, ya que estas instalaciones se ubicaban en zonas urbanas, resultaron muchos heridos y muertos civiles.

Finalmente, decidieron cometer el supremo crimen. Su objetivo al tomar Trípoli no fue el Estado libio sino tomar como blanco a toda la sociedad libia y para hacer esto fue necesario causar el máximo número posible de bajas civiles.

Fue una masacre colonial en el sentido clásico, algo que no hemos visto desde hace mucho tiempo. Nunca pensamos que un poder colonial podría venir con toda la brutalidad de los tiempos de hace dos siglos.

IRRB: Con respecto a la toma de Trípoli, hablamos del ejército de Qatar pero también han habido reportes de la participación de Israel en la operación. ¿Nos puede confirmar eso?

TM: Personalmente no he sido testigo de eso. Pero muchos combatientes me han hablado de participantes de varias nacionalidades, incluso la participación de los israelíes y esto está muy claro y también los franceses, los británicos los estadounidenses, los italianos, todos tenían sus tropas en el terreno.

En cuanto a la cantidad no tengo idea. Pero sí puedo decir que estas tropas no estuvieron allí para controlar los combatientes que se importaron si no que muy activamente se involucraron en los combates.

Y en cuanto a los israelíes, en adición a su papel militar, ellos controlaron la intoxicación mediática a nivel internacional y la manipulación de la Comisión de Derechos Humanos en Ginebra, la cuál a su turno llevó a la votación a favor de la Resolución del Consejo de Seguridad. Ellos de hecho son responsables de esta guerra y de todos los crímenes cometidos.